Ruido

Parece que el silencio
se adueña de las cosas,
y aunque todo se muestre
fundido en un bullicio,
tal vez, incontrolado;
lo cierto es que los ruidos
son solamente ruidos.
Los gritos que escuchamos
son como una coral,
un conjunto de voces
que nunca nos detienen.
Tan sólo nos molestan
cuando estamos absortos
en nuestro propio ruido.

12 comentarios:

  1. Aquí podrías haber puesto el video de Sabina;
    "el puso a su nombre todas las olas del mar".
    Ya se oye el perdido ruido de una campana.

    ResponderEliminar
  2. BUeno, yo me acojo al ruido de tus versos, que tienen trazas de música de esferas. Y lo demás q suene.

    Besitos

    ResponderEliminar
  3. A veces el ruido nos hace salir de donde estamos acurrucados, tan a gusto...

    Buenas

    ResponderEliminar
  4. Tienes que felicitar a tu tocaya Pinocho. ¿Por qué?, ¡ah, que te lo diga ella, en su blog.

    ResponderEliminar
  5. ¡Que está embarazá, que esta embarazá...!

    (me chivé)

    ¡Hola, Admira!

    Un beso, Mika.

    Síl

    ResponderEliminar
  6. Hola Sil, ya me enteré. entré en su blog, vamos a ser tías. ¡que guay!

    ResponderEliminar
  7. Ana, Admira, soy antipática, y no resondo. No tengo remedio..gracias por entrar. besicos.

    Montse

    ResponderEliminar
  8. Fantástico e intenso ,desde el ruidoso silencio se expresan sentimientos.Felicidades.
    Un besazo .

    ResponderEliminar
  9. podrias estar subida a una de esas atracciones de un parque temático y que oyeses algo parecido a unas ondas ercianas amplificadas por cincuenta veces y te estallese la cabeza y saliese estampado tu cerebro y despues cuando recogieran restos de tu ADN se diesen cuenta de que en realidad eras Michael Jakson.
    Por eso a veces llevas en la intimidad, cuando sabes que nadie te ve, un sombrero y un guante blanco.
    Ya no te escondas. Yo lo sabia

    Por Ejemplo

    ResponderEliminar
  10. Loli Martínez gracias por entrar y pro tus felicitaciones.

    ¿eres pintora? Interesante.

    besicos.

    ResponderEliminar
  11. anonimo dijo, me parece que eso es sobreestimarme demasiado, es más creo que ni siquiera puedo subirme a una peana, simplemente escribo, cuando puedo, o me sale de las tripas y cuelgo.

    Me gusta lo del sombrero y guante blanco...

    ¿quién eres?

    ResponderEliminar